*
EN VIVO

/

/

DUNA TV
PODCAST
Aire Fresco
18 Mayo

Ex autoridades de la DC piden una “profunda corrección” al Gobierno

En un documento de tres páginas, los ex líderes de la Democracia Cristiana, realizan una severa critica al actuar del Ejecutivo.

Por:

3 Enero, 2016

Suscríbete a este programa

El documento de tres carillas “Progresismo sin progreso: ¿El legado de la Nueva Mayoría para Chile?”, fue firmado por un grupo de ex autoridades de la Democracia Cristiana, en el que realizan una severa crítica al  Gobierno y sus reformas.

El texto fue firmado por un grupo de ex ministros, subsecretarios, superintendentes, jefes de servicio y, en su mayoría, autoridades de distintos ámbitos de los gobiernos de la Concertación que militan o simpatizan con la DC.

Este documento es revelado en momentos en que el partido protagoniza una intensa polémica con La Moneda, luego de que la Presidenta Michelle Bachelet excluyera de un viaje a La Araucanía al ministro del Interior, Jorge Burgos, y tuviera que frenar la renuncia que le presentó el secretario de Estado el miércoles pasado.

Esta carta está dirigida a todos los dirigentes de la colectividad y quienes firman son: Mariana Aylwin, Eduardo Aninat, Pedro García, Hugo y Jaime Lavados, Álvaro Clarke, Clemente Pérez, Jorge Frei, Rodolfo Seguel, Manuel Inostroza, Guillermo Le Fort, Felipe Del Río, Walter Oliva, Ernesto Tironi, Rodrigo Moraga, Ernesto Evans, Mario Jerez, Ana Luz Durán, Gabriela Riutort, Germán Acuña, Claudio Mundi, Santiago Venegas, Dieter Linneberg, José Jiménez, Jorge Araya y Mauricio Olavarría.

El documento de ocho puntos entregado por los ex autoridades de  la DC: 

1. “Sin duda faltan muchos logros por alcanzar y desafíos por emprender, pero hoy percibimos que, en lugar de seguir avanzando, lo conseguido con mucho esfuerzo está en riesgo de perderse por un diagnóstico errado y un mal diseño de políticas públicas. Para enfrentar este problema se requiere de una profunda corrección”.

2. “El progreso del país requiere transparencia y apego a la ley. Los inaceptables abusos e irregularidades de algunos nos terminan perjudicando a todos, castigando a amplios sectores de la población, y afectando la legitimidad y confianza en las empresas e instituciones públicas, y más importante aún, en el sistema democrático”.

3.”Afirmamos nuestro apoyo a todas las reformas que impulsen el desarrollo y la justicia social. Chile, como consecuencia de sus avances del pasado reciente, puede aspirar a hacer posible el sueño de una nación desarrollada e inclusiva. Por eso nos preocupa elevar significativamente el ritmo y la calidad del crecimiento país: proponer una agenda movilizadora de las muchas voluntades que hoy están por comprometerse con un desarrollo mucho más vigoroso que un magro 2% y, a la vez, que responda a las demandas de equidad, prosperidad y de iguales oportunidades”.

4. “Como la mayoría de los chilenos, no estamos dispuestos a cualquier reforma que pudiera descarrilar el crecimiento y echar por la borda lo ya logrado. No estamos conformes con las que se están implementando, ni en contenidos ni en procedimientos, y hacemos un llamado a reorientar la mirada de quienes en el gobierno han preferido el apresuramiento a la calidad, y el Estado por sobre los organismos intermedios y las personas”.

5. “Vemos con preocupación que se impone una tendencia que privilegia expandir el rol del Estado sobre la solución efectiva de los problemas que se enfrentan y de gestionar solo desde la cúpula burocrática, sin reconocer el rol subsidiario del Estado, un principio constitutivo de nuestra visión de la sociedad, que ha sido factor fundamental en el desarrollo de nuestro país”.

6. “El Estado nunca será capaz de lograr todo a la vez y sin costos de ningún tipo. Hoy y siempre será necesario priorizar y focalizar el uso de recursos públicos a lo más urgente e importante”.

7. “De la misma manera, en el plano económico se están poniendo en práctica reformas cuyos resultados finales no han sido debidamente evaluados, donde priman los anuncios sobre el contenido y la improvisación sobre la necesaria reflexión y una necesaria concentración de amplios apoyos”.

8. “El PDC debe cumplir el sano rol articulador del encuentro de las mayorías del país, que buscan el desarrollo, la paz y el respeto para todos los ciudadanos. Ese fue el espíritu que primó en los gobiernos de la Concertación”.

FOTO: El Mercurio.

Comentarios

SUSCRÍBETE A NUESTRO NEWSLETTER

ENTREVISTAS, NOTICIAS Y PODCAST