*
EN VIVO

/

/

DUNA TV
PODCAST
Aire Fresco
27 Enero
Café Duna
27 Enero

El ataque de bolsonaristas: Así quedaron los principales edificios gubernamentales de Brasil

Durante la jornada de este lunes, el ex presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, fue internado en un hospital de Orlando, Estados Unidos, por fuerte dolores abdominales.

Por:

9 Enero, 2023

Suscríbete a este programa

El domingo, manifestantes bolsonaristas radicales llegaron hasta las sedes del palacio Planalto, del Parlamento y del Tribunal Supremo Federal en Brasilia, ocasionando graves disturbios, vandalismo y enfrentamientos con la policía.

El hecho ocurrió minutos después de que los manifestantes se tomaran la sede del Congreso Nacional. El grupo golpista superó una barrera policial y subió la rampa que da acceso al techo de los edificios de la Cámara de los Diputados y del Senado, ingresando la sede legislativa.

Ante estos hechos, el presidente de Brasil, Luiz Inacio Lula da Silva dijo que lo sucedido “no tiene precedentes en la historia del país”.

Debido a esto, el mandatario decretó la intervención federal de Brasilia, lo que significa que el área de seguridad pública de la capital queda bajo supervisión del gobierno federal hasta el 31 de enero.

Este lunes, el Ministerio de Justicia informó que las fuerzas de seguridad arrestaron a más de 1.200 personas. 

“Incluso vamos a averiguar quiénes son los financiadores de estos vándalos que fueron a Brasilia y todos pagarán con fuerza de ley por este gesto irresponsable, este gesto antidemocrático y este gesto de vándalos y fascistas”, dijo el presidente.

Tras horas en silencio desde que se desatara la insurrección, Bolsonaro, que se encuentra en Florida (EE.UU.), escribió una publicación en Twitter para desmarcarse de las acciones perpetradas por sus seguidores este domingo en Brasilia.

“Las manifestaciones pacíficas son parte de la democracia. Sin embargo, las depredaciones e invasiones de edificios públicos como las ocurridas hoy, así como las practicadas por la izquierda en 2013 y 2017, se salen de la regla”, expresó.

“A lo largo de mi mandato siempre me he mantenido dentro de las cuatro líneas de la Constitución, respetando y defendiendo las leyes, la democracia, la transparencia y nuestra sagrada libertad”, continuó.

“Además, repudio las acusaciones, sin pruebas, que me atribuyó el actual jefe del ejecutivo de Brasil”, en referencia a Lula, que lo señaló como responsable de los hechos.

Durante su gobierno, Bolsonaro defendió en varias ocasiones la brutal dictadura militar que gobernó el país durante más de 20 años.

La salud de Bolsonaro

Durante la jornada de este lunes, el ex presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, fue internado en un hospital de Orlando, Estados Unidos, por fuerte dolores abdominales.

De acuerdo a lo informado por ‘O Globo‘, el exmandatario brasileño ingresó al AdventHealth, un centro médico que se ubica en la ciudad del estado de Florida y que cuenta con 220 camas.

Bolsonaro ya fue hospitalizado por esta causa desde la cirugía a la que fue sometido por una herida con arma blanca que sufrió en 2018. En enero y marzo del 2022 ingresó a un centro asistencial por la misma causa.

De hecho, la más reciente ocurrió en noviembre pasado, cuando fue internado en el Hospital de las Fuerzas Armadas de Brasilia.

Respecto del futuro político del ex mandatario,   Henrique Gomes Batista, coordinador de Economía y Mundo de O’ Globo, sostuvo en Hablemos en Off que “Bolsonaro está perdiendo su capital político y está siendo identificado como un extremista. Él está en Orlando y mucha gente cree que no va a volver por miedo a la cárcel”.

Las condenas a estos ataques

Desde Estados Unidos a China, pasando por la Unión Europea y América Latina, numerosos países condenaron el asalto de simpatizantes del expresidente ultraderechista.

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden calificó lo sucedido de “escandaloso” y su asesor de seguridad nacional Jake Sullivan, dijo que Washington “condena cualquier intento de socavar la democracia”. Nuestro apoyo a las instituciones democráticas de Brasil es inquebrantable. La democracia de Brasil no se verá sacudida por la violencia”, señaló Sullivan en Twitter.

China “se opone firmemente al ataque violento” contra las sedes del poder en Brasil, declaró el portavoz de la cancillería, Wang Wenbin, destacando que Pekín “apoya las medidas tomadas por el gobierno brasileño para calmar la situación, restaurar el orden social y preservar la estabilidad nacional”.

“Condenamos de la manera más firme las acciones de los instigadores de disturbios y apoyamos plenamente al presidente brasileño Lula da Silva”, declaró a la prensa el portavoz del Kremlin, Dmitri Peskov. Rusia afirmó que “apoya plenamente” al dirigente actual, Luiz Inácio Lula da Silva.

Canadá también condenó la intrusión y manifestó su “apoyo al presidente Lula y a las instituciones democráticas de Brasil”. “El respecto del derecho democrático de las personas es primordial en toda democracia”, escribió en su cuenta de Twitter el primer ministro de Canadá, Justin Trudeau.

El presidente de Argentina, Alberto Fernández expresó su solidaridad con el gobierno de Lula “frente a este intento de golpe de Estado” y, como presidente de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC), llamó a la región a unirse contra “la reacción antidemocrática”.

También en Twitter el mandatario de Venezuela, Nicolás Maduro rechazó “de manera categórica la violencia generada por los grupos neofascistas de Bolsonaro que han asaltado las instituciones democráticas del Brasil” y respaldó a Lula y al pueblo brasileño “que seguramente se movilizará en defensa de la Paz y de su presidente”.

El presidente de Chile, Gabriel Boric calificó el ataque de “impresentable”. El gobierno ha anunciado que está impulsando junto con otros países una sesión extraordinaria del Consejo Permanente de la OEA “para respaldar la democracia y el Estado de derecho en Brasil”.

 

SUSCRÍBETE A NUESTRO NEWSLETTER

ENTREVISTAS, NOTICIAS Y PODCAST