*

La inadecuada broma de Macron

El presidente francés bromeó acerca de embarcaciones que utilizan los inmigrantes y que dejan varios muertos al año.

Suscríbete a este programa
Por: - 6 junio, 2017 - Comentarios

Emmanuel Macron, recientemente elegido presidente de Francia, visitó un centro de salvamiento en el mar de Bretaña, región ubicada al oeste del país, donde hizo un broma que fue muy mal vista por la opinión pública y hasta lo hizo ponerse en contacto telefónico con Assoumani Azali, presidente de Comoras, país directamente ofendido.

El mandatario galo, estando en una conversación con oficiales de la marina francesa, quiso demostrar su conocimiento sobre embarcaciones. Uno de los oficiales dijo “Hay tapouilles (…) y kwassa-kwassa” y Macron lo interrumpió diciendo entre risas “No, las kwassa-kwassa están en Mayotte, pero las kwassa-kwassa pescan poco, llevan comorenses, es distinto”.

Comoras

Es un archipiélago ubicado al sureste de África. Está a solo 70 kilómetros de Mayotte, isla que forma parte del territorio ultramarino francés, siendo el departamento 101. Cientos de personas mueren al año por la riesgosa migración ilegal que se produce por mar desde Comoras hasta Mayotte. El Senado francés, según informó el diario El País, declaró que entre 7.000 y 10.000 comorenses murieron entre los años 1995 y 2012 por hundimientos de kwassa-kwassa.

Por tanto, un momento incómodo surgió luego del desatinado comentario de Macron, que trató de arreglarlo agregando que “las tapouilles son (barcos) camaroneros”.

“Es una forma de desprecio de clase” manifestó el lider de izquierda francés Jean-Luc Mélenchon. Por otro lado, François Baroin, jefe de filas de Los Republicanos para las legislativas, dijo:

“Es chocante, sobre todo cuando se es presidente”

Luego de todas las críticas, se pronunciaron fuentes del Palacio del Elíseo, que dijeron que “fue una broma poco afortunada sobre un tema serio” y que el presidente es “plenamente consciente”, por lo que señalaron que el comentario “es completamente lamentable e inapropiado”.

Después, hubo un dialogo telefónico con el mandatario comorense donde Macron pidió disculpas y además acordaron “reforzar la cooperación bilateral para impedir nuevos dramas humanos”. Para esto se agendó una reunión del Alto Consejo franco-comorense para abordar “los desafíos de seguridad y de desarrollo” compartidos.

 

Comentarios