Cerrar
Cerrar publicidad
Cerrar
En vivo Player Señal en video

Suena Bien

Quién quiere ser millonario

El tema de si ser rico es una cualidad que apuntala la capacidad ejecutiva de un candidato a La Moneda ha sido discutido en debates en los diarios. Cony Stipicic, Nicolás Vergara y Matías del Río entregan una síntesis de los argumentos y manifiestan su propia opinión al respecto.

Cargando ..
Suscríbete a este programa
Por: - 20 Marzo, 2017 - Comentarios

“Un argumento que a mucha gente puede hacerle sentido es decir mire un señor fue solamente lector de noticias y el otro logró hacerse millonario, por lo tanto, cuál es la diferencia entre uno y otro es que uno es capaz de administrar un país y el otro no. En la brutalidad del argumento uno podría llegar a estar de acuerdo”, fue parte de lo que señaló Nicolás Vergara para provocar la conversación a raíz de la columna de David Gallagher y la respuesta de Carlos Peña (ambas en El Mercurio), a propósito de la eventual idoneidad de Sebastián Piñera para volver a La Moneda.

A fines de la semana pasada, Gallagher sostuvo que “ganar esa cantidad de dinero requiere un prodigioso conjunto de habilidades. Son —no quiero ofender a nadie— habilidades bastante más difíciles de reunir, y bastante más útiles en el gobierno de un país, que las que se necesitan para ser lector de noticias. Son capacidades propias de quien hace noticias en vez de leerlas”. Al respecto, el rector Peña contestó que “esta forma de medir las virtudes o las habilidades de un político —según cuánto ha logrado engrosar su billetera sin atender a los modales que empleó para lograrlo— es un argumento obviamente erróneo, que nadie, con un mínimo de reflexión, aceptaría. La escala de la virtud política, no es equivalente a la escala de la riqueza”.

Respecto de este intercambio, Matías del Río opinó que “Gallagher extrema un poquito el ejemplo al decir que tiene las habilidades suficientes dado que tiene una fortuna. Y deja la pelota dando bote para decir sí pero las fortunas hay que hacer doble click sobre ellas para ver cómo se obtuvieron. Y más allá, en lo conceptual, de Piñera o quien fuere no toda fortuna es bien habida”.

“Y no toda fortuna es mal habida tampoco”, agregó Vergara.

Continuando con el argumento, Del Río señaló que “el ser millonario no es indicativo necesariamente de ser una buena persona para administrar el país. Creo que Piñera porque fue Presidente y condujo bien el país está habilitado para hacerlo, pero no porque es millonario”.

A lo que Vergara indicó, “habría sido mucho más fácil ese argumento”.

“Y menos polémico además,” concluyó Cony Stipicic.

Comentarios

Suscríbete a nuestro Newsletter