*
EN VIVO

/

/

DUNA TV
PODCAST
Nada Personal
17 Octubre
Terapia Chilensis
17 Octubre
Aire Fresco
17 Octubre

Sename II: Las otras denuncias

La “negligencia inexcusable” de Javiera Blanco se llevó todo el protagonismo del informe de la Comisión Investigadora. Aquí puedes ver las otras denuncias que contenía el texto y que nadie mencionó.

Por:

7 Julio, 2017

Suscríbete a este programa

El pasado martes la Cámara de Diputados rechazó el informe de la Comisión Sename II. En la instancia la Nueva Mayoría votó en bloque en contra del texto con el apoyo del oficialismo, debido a su desacuerdo con las responsabilidades asignadas a Javiera Blanco.

La ex ministra de Justicia, acusada de “negligencia inexcusable” en la crisis del Sename, se llevó toda la atención tanto de los parlamentarios como de la prensa.

Sin embargo el rol explícito de Blanco en la crisis del Sename, ocupa sólo seis páginas de un total de 535 que conforman el documento.

¿Se leyeron entonces los diputados el informe completo? No hay cómo saberlo. Pero aquí te dejamos otras cuatro denuncias destacadas que incluyen el análisis de las muertes de los menores, la falta de capacitación de los funcionarios, la cultura de “desprotección” y las advertencias de Contraloría.

Datos errados de niños fallecidos

En mayo de 2016 René Safirio solicitó a la ministra de Justicia, Javiera Blanco y a la directora nacional del Sename, Solange Huerta, la cifra de menores fallecidos en los centros. El número oficial entregado fue de 185 muertos entre 2005 y 2015.

Sin embargo, poco después se informó que la cifra se alejaba, y por mucho, de la realidad.

“Yo no puedo dar una cifra que después tenga que entrar a corregir, quiero decir que nosotros hoy día con responsabilidad estamos trabajando para dar esa información”, dijo en ese entonces la ex funcionaria de gobierno ante la Comisión Investigadora.

La comisión concluyó un “actuar negligente e inexcusable de su parte”, por la entrega de información errada.

En octubre Huerta entregó un nuevo recuento: 1313 niños y adolescentes perdieron la vida entre 2005 y 2015 mientras estaban bajo el cuidado del Sename.

“Los hechos anteriormente expuestos, son de tal gravedad que deben ser objeto de las investigaciones penales y administrativas que correspondan a fin de determinar las responsabilidades institucionales y personales que en estos hechos le caben a los involucrados”, determinó el informe de la comisión.

Listas de espera y reeingresos.

Según consignó Tele Trece la muerte de Lissette Villa estuvo marcada por su ingreso y egreso de los programas del Sename. La menor llegó en 2009 a Regacito, un año después se cambió al hogar San Francisco. En 2011, tras petición de su madre, volvió a su casa en Tiltil y reingresó en 2012 por tres meses al Centro Galvarino. Al año siguiente entró al Centro María Ayuda de Maipú, y a finales de 2014 retornó al Centro Galvarino donde murió en abril de 2016.

Los constantes cambios de Lissette no son una situación aislada. Entre 2013 y 2015 se registró un preocupante aumento en los reingresos de niños a los centros de menores. En 2015 la cifra llegó a 5.744.

Según el informe la principal causa de este fenómeno se debe a algún tipo de negligencia.

A esto se suman los miles de niños en lista de espera para entrar a uno de estos centros.

En 2015, el 99,07% de los menores fueron atendidos por Organismos Colaboradores del Sename (OCAS). Este sistema tiene la facultad de rechazar las derivaciones de niños por causas judiciales. Por esto entre enero y abril de 2016, 8.628 niños estaban en lista de espera para entrar a un hogar.

Torturas y falta de capacitación

El Hogar “Alihuen” de la Red Coanil, hizo noticia en mayo cuando salió a la luz sus cuestionables “protocolos de contención”. 

Entre ellos amarrar boca abajo a una camilla portátil a los menores, quienes podían permanecer en esa posición durante tres horas. 

El informe ejemplifica con este caso para evidenciar  “la inexistencia de mecanismos y procedimientos formales de coordinación” al interior del Sename, lo que ha conllevado a una mirada aislada de los graves problemas que aquejan a la institución.

Según el informe la situación constata la “total desconexión” entre los programas residenciales; programas de atención ambulatoria; instituciones públicas y otros. Lo que, en palabras de la comisión, hace que los niños “presenten carencias” en áreas como la salud, la justicia, la reintegración en sus familias y sociedad, y la fiscalización a sus condiciones de vida durante su estancia.

Por esto los diputados de la Comisión acusan un “cultura de desprotección de derechos” al interior del Sename y de los OCAS, “que se genera a consecuencia de la inactividad, desidia y total descoordinación entre los actores del sistema”.

Advertencias de Contraloría

“Tanto el Ministerio de Justicia como las autoridades del Sename fueron advertidos por la Contraloría General de la República (CGR), y por lo tanto, tenían conocimiento de los graves incumplimientos por parte de esta institución”, acusa el informe.

Entre 2014 y 2016 la CGR envió numerosos informes advirtiendo de”falencias institucionales, infraestructura, supervisión, administración financiera entre otros, y que adicionalmente da cuenta de situaciones de arrastre histórico que siguen repitiéndose sin solución alguna”.  

Con respecto a este tema el documento señala que, a pesar de los avisos del organismo estatal “a la fecha no existe ninguna política administrativa interna que permita avizorar que en el corto o mediano plazo estas situaciones no volverán a repetirse”.

 

 

Comentarios