*
EN VIVO

/

/

DUNA TV
PODCAST
Nada Personal
12 Agosto
Aire Fresco
12 Agosto
Café Duna
12 Agosto

Elon Musk quiere convertir a los humanos en cyborgs y busca profesionales que le ayuden

Para llevar a cabo su proyecto, la empresa Neuralink, con sede en San Francisco, está buscando nuevos ingenieros y científicos “excepcionales”, quienes no necesariamente deben tener experiencia en el campo de la neurociencia.

Por:

23 Enero, 2019

Suscríbete a este programa

Tarde o temprano iba a pasar. La recurrente ficción de la Inteligencia Artificial sustituyendo a los humanos en sus actividades domésticas y laborales se convirtió en una preocupación real, y Elon Musk, siempre adelantado, ya ideó un plan para combatirla.

El físico y multimillonario de origen sudafricano está convencido de que es necesario transformarse en cyborgs con capacidades extraordinarias. Su idea consiste en lograr una integración entre los humanos y la inteligencia artificial. Con ese objetivo, hace poco más de dos años, creó la empresa Neuralink, que, según especifica su sitio web, está desarrollando interfaces máquina-cerebro de banda ancha de avanzada para conectar personas y computadoras.

“La aspiración a largo plazo, con las redes neuronales, sería lograr una simbiosis con la inteligencia artificial y una democratización de la inteligencia, de manera tal que no sea sostenida de manera monopólica y puramente digital por gobiernos y grandes corporaciones”, reveló Musk, en una entrevista con Axios en noviembre del 2018.

El sistema que propone el inversor pretende implantar pequeños electrodos en el cerebro que podrían, en el largo plazo, llegar a descargar nuestros pensamientos. De manera que, por ejemplo, no tengamos que usar un teclado para escribir en computadores. Solo bastaría con pensar el texto.

Según especifica un artículo de la BBC, el proyecto “a corto plazo, pretende crear implantes que puedan usarse para tratar enfermedades como la epilepsia o la depresión”. Y, a largo plazo, el objetivo “es desarrollar una red neuronal que pueda implantarse en nuestro cerebro y que nos permita funcionar “mejor” gracias a la inteligencia artificial; una especie de médula electrónica”.

Lo novedoso es que, para llevar a cabo su proyecto, Neuralink, con sede en San Francisco, está buscando nuevos ingenieros y científicos “excepcionales”, quienes no necesariamente deben tener experiencia en el campo de la neurociencia. Para conocer más sobre esta oferta y postularse, se debe acceder en este enlace.

Comentarios

SUSCRÍBETE A NUESTRO NEWSLETTER

ENTREVISTAS, NOTICIAS Y PODCAST