*
EN VIVO

/

/

DUNA TV
PODCAST
Terapia Chilensis
6 Diciembre
Nada Personal
6 Diciembre
Aire Fresco
6 Diciembre
Café Duna
6 Diciembre

Empresas occidentales dejan de trabajar en Rusia: Los efectos en el estilo de vida de la población rusa

Inauguración de una tienda de IKEA en Moscú. Colas de gente esperando la apertura. Horizontal

Debido a las diferentes sanciones impuestas por occidente, los rusos ya han comenzado a sentir los cambios en su estilo de vida. La incertidumbre sobre la economía y una escalada en el conflicto preocupan a los habitantes del país.

Por:

4 Marzo, 2022

Suscríbete a este programa

No hay malas intenciones hacia nuestros vecinos. Y también les aconsejaría que no escalen la situación, que no introduzcan ninguna restricción. Cumplimos con todas nuestras obligaciones y las seguiremos cumpliendo” dijo Vladimir Putin en rueda de prensa. Estas declaraciones llegan en medio de la invasión rusa a Ucrania y mientras buena parte de occidente condena su actuar en el conflicto

No vemos ninguna necesidad aquí de agravar o empeorar nuestras relaciones. Y todas nuestras acciones, si surgen, siempre surgen exclusivamente en respuesta a algunas acciones hostiles, acciones contra la Federación Rusa” agregó.

Según Putin, los ataques a Ucrania serían un método defensa. Sin embargo, en occidente no creen lo mismo y tanto naciones como empresas han evitado mantener relaciones con Rusia en este contexto.

En este escenario, hemos visto cómo un gran número de marcas reconocidas han suspendido sus operaciones en el país y limitando sus inversiones.

Tal es el caso de empresas del sector de combustibles como Shell, ExxonMobil y Equinor, las cuales han disminuido sus inversiones rusas tras la presión de los accionistas.

Se estima que Shell dejaría de percibir US$3.000 millones al suspender sus negocios con la gigante petrolera rusa Gazprom.

También la industria del entretenimiento quitará sus estrenos en Rusia. Empresas como Sony, Disney, Warner Bros y Netflix ya han tomado medidas. Incluso, el éxito en críticas de “The Batman”, protagonizada por Robert Pattinson, no llegará al país.

En el mundo de la tecnología pasa lo mismo, grandes empresas del sector como Facebook y Apple han sufrido cambios en su manera de operar. La compañía de la manzana suspendió las ventas de sus equipos, así como el funcionamiento de algunas aplicaciones como Apple pay y Apple maps. A esto se suma que se ordenó el cierre de las tiendas en Rusia.

Por el lado de Facebook, ocurrió lo inverso. La autoridad rusa restringió el uso de Facebook de manera temporal por dejar de verificar y etiquetar el contenido de las organizaciones de noticias estatales.

En el sector de la moda y el vestuario, marcas como H&M, Nike y Burberry están dejando de operar y se espera que otras compañías se sumen pronto.

Representantes de la industria automotriz  como Jaguar, Land Rover (JLR), General Motors, Aston Martin y Rolls-Royce se encuentran entre los fabricantes que han paralizado sus pedidos en el país euroasiático.

Otros empresas de consumo doméstico se han plegado a esta tendencia, como la sueca Ikea, que cerrará sus puertas en Rusia y Bielorrusia, dejado a 15.000 empleados afectados. En su último día, las personas se agolparon en las tiendas para poder conseguir productos de uso cotidiano como muebles y artículos para el hogar. 17 tiendas y tres fábricas de producción dejan de funcionar.

En un comunicado establecen que “la guerra tiene un impacto humano enorme y se traduce también en graves perturbaciones de la cadena de producción y comercio, razones por las cuales las compañías del grupo decidieron suspender de manera temporaria las actividades de Ikea en Rusia”.

Cada día, numerosas empresas se suman a esta tendencia y dejan de trabajar en Rusia como motivo de la inestabilidad provocada por la guerra que inició el país.

A esto se suma la iniciativa de naciones como Estados Unidos, Canadá y gran parte de la Unión Europea de condenar económicamente al Kremlin, con el objetivo de aislarlos de la economía mundial. Ejemplo de esto fue la suspensión de bancos rusos del sistema bancario Swift, que conecta a entidades de todo el mundo, permitiendo operaciones internacionales.

Con esto, se ha evidenciado problemas tanto en transacciones cotidianas, como en exportaciones e importaciones. Servicios como Google pay o Apple pay han dejado de funcionar mediante los sistemas Visa y Mastercard.

Además, esta situación se ha traducido en estrés y ansiedad para los rusos, que han hecho largas filas para retirar dinero de cajeros automáticos ante la incertidumbre económica que atraviesan tras las sanciones de occidente.

Junto a esto, se han informado caídas históricas del rublo frente a otras monedas y el aumento en la tasa de interés para controlar la inflación.

 

 

 

 

SUSCRÍBETE A NUESTRO NEWSLETTER

ENTREVISTAS, NOTICIAS Y PODCAST