*
EN VIVO

/

/

DUNA TV
PODCAST
Notables
17 Mayo

El futuro de la humanidad: ¿Qué pasará con la población en los próximos 80 años?

People crowd texture background. Bird eye view. Toned.

Según un estudio, los países que apuestan de forma decidida por la inmigración como una política a largo plazo saldrán fortalecidos.

Por:

21 Julio, 2020

Suscríbete a este programa

Un estudio publicado en The Lancet plantea que la humanidad no llegará a los 10.000 millones de habitantes, sino que el máximo llegará a 9.700 millones en 2060 y a partir de ahí empezará a decrecer.

El principal factor es la educación de la mujer, ya que en el futuro serán cada vez más quienes tengan acceso a ésta.

“Nuestros hallazgos sugieren que las tendencias continuas en el nivel educativo femenino y el acceso a la anticoncepción acelerarán una disminución de la fertilidad”, sostiene el estudio.

Esto se verá principalmente en países de África, Asia y Europa, donde calculan que las poblaciones de algunos lugares podrían reducirse a la mitad para finales de siglo. 

Las mujeres de Níger, por ejemplo, podrían pasar de tener siete hijos en la actualidad a 1.8 y China bajaría su población de 1.400 millones a 732 millones.

En el caso chileno, la población al año 2100 sería aproximadamente de 13 millones.

Las señales del estudio

Según la información presentada, los países que apuesten por apoyar la inmigración como política a largo plazo serán los más beneficiados.

Lo anterior dejaría bien parado a nivel económico global a naciones como Francia, Reino Unido, Australia, Canadá y Nueva Zelanda, debido a esa inversión en población de origen extranjero.

Otro de los enfoques están relacionados a las políticas sociales que favorezcan a las mujeres que trabajan y que alcanzan un tamaño de familia deseado.

El envejecimiento del futuro

Para el año 2100 habrá 2.300 millones de mayores de 65 años, en comparación con 1.700 millones menores de 20 años, dice el estudio.

Este cambio en la demografía afectará la capacidad de mantener la economía, debido a que la fuerza laboral estará avejentada.

Ibrahim Abubakar, del University College de Londres, sostiene que “la actual narrativa populista sobre el valor de la cohesión étnica para justificar los límites de la migración se verá desafiada por el deterioro de los niveles de vida” y apunta que “la migración se convertirá en una necesidad para las naciones y no en una opción”.

Comentarios

SUSCRÍBETE A NUESTRO NEWSLETTER

ENTREVISTAS, NOTICIAS Y PODCAST