*
EN VIVO

/

/

DUNA TV
PODCAST
Terapia Chilensis
24 Noviembre
Nada Personal
24 Noviembre
Aire Fresco
24 Noviembre
Santiago Adicto
24 Noviembre

Cinco mitos sobre el coronavirus y la influenza (y por qué no debes creerlos)

Entre lo que se sabe hasta ahora, es que la gripe es un virus estacional, mientras que el coronavirus puede estar presente durante todo el año.

Por:

19 Octubre, 2020

Suscríbete a este programa

Los contagios por coronavirus siguen en aumento en el mundo, superando los 40 millones de contagios y el millón de muertes, con repuntes de los casos en varios países de Europa y un escenario en Latinoamérica que no da tregua a países como Brasil, Argentina, Colombia, Perú, México y Chile.

Expertos sostienen que a pesar de que hay menos casos de influenza (o gripe), se debería producir una coexistencia de las enfermedades, con ambos virus circulando por el ambiente.

Aún así existe mucha desinformación al respecto, por lo que aquí explicamos algunas creencias que no son certeras:

1.- La influenza no será un problema gracias al uso de la mascarilla

Las medidas de distanciamiento social, lavado de manos y uso de mascarilla sin duda ayudaron a reducir los contagios por esta gripe, pero eso no significa que los contagios no sucedan.

“Toda medida de prevención reduce el riesgo, pero el riesgo cero no existe”, manifestó el doctor Aaron Milstone, epidemiólogo y profesor de Pediatría en la Universidad Johns Hopkins, según lo recogido por The Huffington Post.

Los médicos advierten la importancia de implementar medidas preventivas y destacan que el uso de la mascarilla es muchísimo más efectivo que ir con el rostro descubierto.

2.- La vacuna de la gripe te puede enfermar y hacer más vulnerable al coronavirus

Muchas personas tienden a creer que la gripe es provocada por la misma vacuna contra ésta, algo que es completamente falso.

Lo cierto, es que sí es posible que esta vacuna provoque síntomas como dolor muscular o fiebre mientras el organismo produce los anticuerpos, pero estos son efectos secundarios que las personas pueden desarrollar con cualquier vacuna.

También existen posibilidades de enfermarse luego de la vacuna. Por ejemplo, las personas aún pueden contraer la influenza dos semanas después de vacunarse o pueden contagiarse de una cepa distinta a la que protege la vacuna.

Por otra parte, también se ha descubierto es posible tener influenza y coronavirus al mismo tiempo —aunque es poco probable porque estos virus compiten entre sí— aún así, en caso de suceder aumentan los riesgos de sufrir un cuadro grave.

3.- La vacuna de la gripe podría “interferir” con la vacuna del coronavirus

En caso de que llegara a salir una vacuna contra el Covid-19 en los próximos meses, esta no interferiría con la de la gripe.

“Estamos continuamente poniendo vacunas simultáneas”, aseguró el doctor Milstone “El único caso en el que espaciamos temporalmente las vacunas es cuando esa vacuna tiene fragmentos virales vivos y activos”.

Un ejemplo de lo anterior sería la vacuna triple vírica (sarampión, paperas y rubéola), en la que se deja pasar un tiempo antes de poner otras para que el organismo pueda desarrollar una respuesta inmune completa.

4.- El coronavirus y la gripe son lo mismo

A pesar de que Donald Trump asegure que el coronavirus y la gripe son lo mismo, no lo son. Estos difieren en el tiempo y tipo de contagio, entre otros

El argumento de que “la gripe provoca más muertes todos los años y no pasaba nada” también es falso. Según información de España, en ese país 3.900 personas fallecieron producto de la gripe entre 2019-2020, mientras que el Covid-19 ya ha cobrado 33.000.

Además, la gripe es un virus estacional, mientras que el coronavirus puede estar durante todo el año.

5.- Hay que tratar el coronavirus y la gripe del mismo modo

Existen semejanzas entre los síntomas del Covid-19 y la gripe, como la fiebre, la tos y la fatiga, ambas son enfermedades respiratorias contagiosas y una persona contagiada de gripe puede pensar que es coronavirus. Aún así con la gripe, se puede retomar la vida normal 24 horas después de la última fiebre, mientras que con el coronavirus hay que aislarse al menos 10 días desde el inicio de los síntomas, además de haber pasado 24 horas sin fiebre.

“Hay varios principios comunes que no hay que perder de vista si contraes uno de los dos virus (…) Primero: eres contagioso. Protege a los demás. Ponte la mascarilla. Que todo el mundo mantenga una excelente higiene de las manos. Aíslate tanto como te sea posible. Segundo: hidrátate y descansa”, explica Timothy Laird, jefe interino del Health First Medical Group.

Comentarios