EN VIVO

/

Duna

/

Sonidos de tu Mundo

DUNA TV

¡Atención veraneantes!: Reaparece la fragata portuguesa y provoca el cierre de 11 balnearios

Es Catalogada por la Organización Mundial de la Salud (OMS) como una de las especies más riesgosas del planeta.

Por:

13 Febrero, 2023

Suscríbete a este programa

La presencia de la medusa Physalia physalis, más conocida como fragata portuguesa, ha obligado a izar la bandera roja en varias playas de nuestro país en los últimos días debido a su peligrosidad.

El domingo se informó el cierre y la prohibición de ingreso a 11 playas de las costas nacionales, debido a la presencia de la carabela portuguesa, mejor conocida como fragata portuguesa. Estas son en las regiones de Coquimbo y Valparaíso.

La Secretaría Regional Ministerial de Salud (Seremi) de la Región de Valparaíso, decretó que, a contar desde el sábado 11 de febrero, tras el avistamiento de esta especie en distintas playas, se prohíbe las actividades recreativas y bañarse en seis balnearios del borde costero.

¿En qué playas está prohibido bañarse por la fragata portuguesa?

Región de Valparaíso

  • Playa Acapulco (Viña del Mar).
  • Playa Zapallar.
  • Playa Cachagua (Zapallar).
  • Playa El Golf (Zapallar).
  • Playa Las Cujas (Zapallar).
  • Playa Coirones (Zapallar).

Región de Coquimbo

  • Playa Cuatro Esquinas (La Serena).
  • Playa Peñuelas (Coquimbo).
  • Playa La Herradura (Coquimbo).
  • Playa Larga Guanaqueros (Coquimbo).
  • Playa Pichidangui (Coquimbo).

La Autoridad Marítima fiscalizará el cumplimiento de la medida con las municipalidades correspondiente a cada balneario, además de la seremi de Salud de la región. Solamente se podrán efectuar actividades extractivas y productivas, pero con precaución, hasta que la Autoridad Sanitaria lo determine.

Este tipo de “falsa medusa” (es en realidad un organismo colonial cuyos individuos se especializan para mantener viva la colonia) posee un flotador de gas que le permite navegar, a través de corrientes o gracias al viento, sobre la superficie del mar. Este flotador con forma de vela, de ahí algunos de sus nombres, es de color azulado en la parte superior y de él salen los finos tentáculos, que pueden llegar a medir 50 metros de longitud.

Dichos tentáculos están cubiertos de unas cápsulas con veneno que pueden paralizar y matar a los peces y otras criaturas pequeñas que les sirven de alimento. La picadura en los seres humanos produce quemazón y dolor intenso, incluso, en algunas ocasiones, puede provocar consecuencias más graves, sobre todo en niños, ancianos y personas con problemas de salud, como infecciones o alergias, pero rara vez se han registrado casos de muerte.

Las autoridades recuerdan que hay que tener mucho cuidado con ellas, incluso si son localizadas muertas en la costa, pues su veneno continúa activo aún cuando yacen inertes.

En el Ministerio de Salud, establecen que, en caso de picadura, la persona afectada debe lavarse con agua de mar inmediatamente y retirar restos de tentáculos en caso de existir, evitando tomar contacto directo con ellos. Además, no aplicar vinagre o agua dulce, tampoco se debe frotar o rascar la piel con arena o toallas. Posteriormente, dirigirse al centro de salud más cercano.

 Estas son algunas de las recomendaciones para evitar su picadura:

  • No subestimar la situación. La única manera de evitar las picaduras es no bañarse, ni siquiera en la orilla de las playas que las autoridades cerraron.
  • No tocar nunca las medusas, ni siquiera las que quedan varadas en la arena o los fragmentos de ellas, ya que el poder urticante persiste, aunque estén muertas.
  • Atender y seguir las indicaciones y advertencias que existan en la playa (megafonía, carteles, señales, banderas…) o difundidas a través de los medios de comunicación.
  • Si se ven medusas y no existe ningún aviso, informar al puesto de vigilancia más cercano o a las autoridades locales.
  • El uso de cremas de protección solar, puede disminuir el riesgo de picaduras, pero no las evita totalmente.
  • Los niños son especialmente sensibles: vigilarlos e instruirlos y no bañarlos, en ningún caso.

Cómo actuar en caso de picaduras

  • No rascar o frotar la zona afectada, ni siquiera con una toalla o con arena, esto no hará más que activar los cnidocitos restantes, por efecto de la presión.
  • Lavar la zona con suero fisiológico, en su defecto agua de mar asegurándose de que no contenga fragmentos de tentáculos, pero nunca con agua dulce.
  • No aplicar amoniaco, orina o vinagre.
  • En caso de no poder acudir a un servicio de atención primaria, quitar los restos de tentáculos adheridos a la piel con pinzas; en su defecto puede usarse algún objeto de borde fino.
  • Para aliviar el dolor aplicar frío, hielo, de forma intermitente, durante unos 5-15 minutos, sin frotar y evitando el contacto directo del hielo con la piel.
  • Nunca aplicar calor, ni exponer la zona afectada al sol.
  • En caso de herida, se aconseja la aplicación de un antiséptico, tres veces al día, hasta que cicatrice la herida.
  • Acudir al puesto de primeros auxilios de la playa o al centro de salud más cercano.

SUSCRÍBETE A NUESTRO NEWSLETTER

ENTREVISTAS, NOTICIAS Y PODCAST